[Irán-Kurdistán Este] Protestas por la muerte de una joven kurda por evitar ser violada

Mahabad68 de Mayo Las protestas continuan en la ciudad de Mahabad en Rojhilat, Kurdistán (Este) después de que una joven kurda perdiese la vida tras intentar evitar ser violada por oficiles del servicio de inteligencia. Mientras el régimen iraní ha declarado el estado de emergencia, la ciudad ha sido rodeada por miles de soldados y policías. Se ha informado que dos personas han muerto y al menos hay 50 heridos tras la ofensiva de las fuerzas de seguridad iraníes contra los manifestantes tras el incidente. Se ha informado que varias personas han sido detenidas.

Miles de kurdos en rabia salieron a las calles en Mahabad ciudad de Rojhilat, Kurdistán (Este) después de que una joven kurda de 25 años, Ferinaz Xosrowanî, muriese tras caer de un cuarto piso del hotel local en el que trabajaba, para evitar ser violada por oficiales del servicio de inteligencia.

Durante su negociación con las autoridades del régimen, un oficial Ettelaat de alto cargo prometió aumentar la clasificación del hotel a cambio de que el dueño del hotel organizase un “encuentro” ilegal entre él y Ferinaz. El día de la cita, el dueño del hotel y el oficial encerraron a Ferinaz en una de las habitaciones del hotel. Ferinaz, entendiendo la intención del oficial, eligió escapar. Intentó bajar del cuarto piso del hotel al tercero por la ventana y cayó. Ferinaz perdió su vida trágicamente mientras intentaba evitar ser violada por el oficial de inteligencia.

El 7 de Mayo, una gran multitud se concentró en frente del Hotel Tara en la ciudad para protestar y condenar la actuación del gobierno iraní al proteger al oficial de inteligencia que intentó violar a Ferinaz Xosrowanî. La protesta masiva fue brutalmente atacada por la policía usando fuego real y gas lacrimógeno. Mientras los enfrentamientos se sucedían entre las fuerzas de seguridad y la gente que demandaban responsabilidades y un juicio por la muerte de Xosrowanî’, los manifestantes prendieron fuego al hotel después de que 27 personas fuesen heridas en la ofensiva. El Hotel Tara, denominado por la gente local como “la habitación de violaciones del régimen”, fue quemado y devastado.

Se ha informado que el director del Hotel Seyid Murteza Haşimi, quien la gente considera responsible del intento de violación de Xosrowanî, ha sido detenido.

Mientras el número de manifestantes crecía, las autoridades iraníes enviaron fuerzas de seguridad para dispersar a la multitud, sin embargo los manifestantes atacaron el hotel y rompieron con piedras los cristales. Se enviaron fuerzas de seguridad adicionales al lugar pero la multitud les atacó hasta que llegó otra unidad de seguridad equipada con rifles y granadas de gas lacrimógeno. Esta unidad abrió fuego contra la multitud y lanzó gas lacrimógeno, pero sin embargo dos horas después del conflicto, las fuerzas de seguridad se retiraron y la gente quemó el hotel. Además, la gente quemó vehículos policiales blindados y quitaron las banderas del régimen.

Informes de heridos

Los bomberos llegaron para apagar el incendio pero la gente intervino y pidió a los bomberos que dejasen que se quemara del todo. Según fuentes locales que no ha sido todavía confirmado, durante los enfrentamientos entre civiles kurdos y las fuerzas de seguridad, 2 personas perdieron sus vidas y 50 fueron heridas (incluyendo 6 policías), mientras otras tantas fueron llevadas al hospital.

Los kurdos toman las calles

Habiendo permanecido en silencia durante la protesta, los oficiales iraníes realizaron comunicados después de que el hotel fuese incendiado por los manifestantes. Un comunicado emitido en la página oficial del presidente iraní Hassan Rouhani demandaba atención urgente sobre lo sucedido. Se ha informado que las protestas continuarán después del llamamiento a la calma emitido por las autoridades iraníes.

KJAR y CENÎ hacen un llamamiento a la rebelión por Ferinaz

El Movimiento de Mujeres Libres de las Comunidades del Kurdistán Este (KJAR) y el Grupo de Mujeres Kurdas en Europa por la Paz (CENÎ) hizo un llamamiento a la gente de la ciudad kurda de Mahabad y a todas las mujeres en Irán a levantarse y buscar justicia por Ferinaz Xosrawanî.

Haciendo un llamamiento a la sociedad civil y a los grupos de derechos humanos para organizarse contra las violaciones, dicen que todas la mujeres en Irán y especialmente las mujeres kurdas deben de levantarse por Ferinaz de la misma manera que las mujeres afganas lo hicieron por Farkhunda. Los grupos, transmitiendo sus condolencias a la familia de Ferinaz, hicieron un llamamiento a no rendirse en la búsqueda de la verdad y el castigo a los autores.

Fuente: DIHA

Mahabad1 Mahabad2 Mahabad3 Mahabad4 Mahabad5

Policía iraní disparando contra los manifestantes:


Comunicado del KJAR (Movimiento de las Mujeres Libres de las Comunidades del Kurdistán)

La Coordinadora del KJAR (Movimiento de Mujeres Libres de las Comunidades del Kurdistán) ha realizado una convocatoria para que el pueblo kurdo tome posesión de Ferinaz Xosrawani, como mártir en la resistencia por la libertad del Kurdistán y como símbolo de la lucha de las mujeres.
Ferinaz Xosrawani se arrojó desde el balcón del hotel donde se encontraba trabajando para escapar de los agentes de inteligencia iraníes que intentaron abusar de ella.
El KJAR llamó la atención sobre la violencia sistemática a las que son sometidas las mujeres en Oriente Medio, particularmente resaltando que los ataques contra las mujeres son síntomas del atraso social y de las leyes discriminatorias. Estos ataques no son un hecho aislado perpetrado por un grupo de hombres, sino que están directamente relacionados con la violencia de estado.

‘Irán ha desplegado a los Basij por todas partes’

En las declaraciones del KJAR también se resalta el papel de las Fuerzas de Resistencia  Basij (Sazman-e Basij-e Mostaz’afin), una organización paramilitar de voluntarios vinculados a la Guardia Revolucionaria, que están siendo desplegados por todo Irán. El Estado iraní hace caso omiso de la violencia perpetrada por parte de este grupo hacia las mujeres.

Reyhane Jabari

KJAR también recordó el ahorcamiento de Reyhane Jabari y el asesinato de la estudiante kurda Shaida Hatami. “Las mujeres en Irán no pueden vivie con ninguna seguridad y la ley está basada en los intereses del estado machista dominante.

El Kjar condenó el ataque a Ferinaz Xosrowanî y ofreció sus condolencias a su familia y subrayó que el ataque está directamente relacionado con el estado, y pidió a la población kurda, en particular a las mujeres, que apoyen a la familia de Ferinaz Xosrowanî, y agregó que el Estado iraní es responsable directo de su muerte.

El KJAR continuó diciendo que “si las mujeres no queremos vivir de una manera indignante debemos levantarnos en contra de la política del estado que ejerce la violencia de manera sistemática contra nosotras. Todos las formas de lucha y de resistencia son justificables para castigar a los violadores. Estamos determinadas a acabar con la cultura de la violación”.

Fuente: Newroz Euskal Kurdo Elkartea